Seleccionar página

La reserva de dominio es un acuerdo o pacto, entre comprador y vendedor, que se incluye en los contratos y financiación a plazos de bienes de cualquier clase, y que, en esencia, establece que el vendedor mantiene la propiedad y el dominio de estos, otorgando al comprador únicamente su uso y posesión.

Es una cláusula habitual en los contratos de leasing o renting establecida, generalmente, en las compraventas de coches, camiones, tractores y maquinaria; aunque también se incluye este tipo de cláusulas en otras operaciones de compraventas de bienes de inversión empresarial.

Por lo que la reserva de dominio es una carga que pesa sobre el bien, en la que el comprador del bien no puede disponer del mismo sin levantar dicha carga, o sin el consentimiento de la entidad financiera titular del mismo.

telefono garon abogados madrid

¿Qué es la reserva de dominio de un coche?

Si te hablan de la reserva de dominio de un coche, se refieren a la cláusula del contrato, que establece que la entidad financiera del vehículo, es quien lo adquiere ciertamente del concesionario del vehículo, convirtiéndose en la propietaria del coche adquirido.

Es esta financiera quien realmente nos vende el coche, a cambio de pagarle, normalmente mes a mes, una cuota hasta el total del precio del vehículo con sus intereses.

Tu solo tienes el derecho de gozo, uso y disfrute del mismo, hasta que lo pagues en su totalidad o en la parte del precio pactada.

Esto significa que aunque compremos un bien este seguirá siendo de la entidad financiera que te ofrece la financiación, y que hasta que no lo hayamos pagado en su totalidad no pasará a ser nuestro.

En resumen, la reserva de dominio de un coche es una cláusula incorporada al acuerdo de financiación que indica que la entidad bancaria o la entidad financiera es la titular del coche hasta que abonemos el importe financiado y cancelemos esta cláusula.

¿Qué implica la reserva de dominio?

La reserva de dominio implica que mientras que esté vigente no somos los dueños del coche, y en consecuencia no podemos venderlo, ni darlo de baja.

Para los compradores, es muy importante saber cuál es la situación del vehículo antes de comprarlo, y que cargas pesan sobre el mismo, ya que si tiene una reserva de dominio en favor de una financiera no se podrá cambiar de titularidad, salvo que se termine de pagar.

¡Mucho ojo con esto! Merece la pena conseguir un informe en Tráfico que te indique de cualquier carga administrativa pendiente, y de si figura una reserva de dominio sobre el vehículo, ya que si queremos comprarlo, previamente hay que hablar con la financiera y llegar a un acuerdo con ella también.

¿Eres Abogado? ¿Procurador? ¿Prensa Legal?

Noticias Jurídicas de Garón Abogados.

SUSCRÍBETE AL BLOG para estar al día de todas nuestras novedades y recibir los artículos en tu correo.

Cancelar reserva de dominio

Cancelar o levantar la reserva de dominio de un vehículo financiado es posible, sencillo y recomendable en cualquier caso en cuanto terminemos de pagar nuestro coche, puesto que, como acabamos de decir, no podremos realizar ninguna acción de disponibilidad del vehículo.reserva-de-dominio-coche-financiado

La reserva de dominio, y con ello la carga que pesa sobre el coche, no desaparece con el pago total de la deuda a la financiera, debemos ser nosotros quienes la cancelemos para obtener plenos efectos jurídicos el vehículo en cuestión. 

Los pasos a seguir para tramitar la correcta cancelación de la reserva de dominio, es que una vez que hayamos pagado el coche -o cualquier bien- tenemos que:

PASO 1– Solicitar una nota simple del vehículo en el Registro de Bienes Muebles de la ciudad de matriculación del vehículo.
PASO 2- Solicitar a la entidad bancaria o financiera, adjuntando la nota simple y nuestros datos personales, una acreditación que indique que el vehículo está pagado, una carta de pago original. En unos diez días te enviarán una carta de cancelación que, en algunas ocasiones, suelen cobrar.
PASO 3– En el Registro de Bienes Muebles solicitaremos el levantamiento de la reserva de dominio presentando la carta, el impreso de cancelación correspondiente y el pago de tasas. Este trámite tiene un coste variable que debe abonarse allí mismo.
PASO 4- Esperar 15 días a que se actualicen correctamente las cargas de propiedad.
PASO 5- Acudir a Tráfico para certificar que, efectivamente, el coche se encuentre definitivamente a nuestro nombre.

Antes de finalizar, queremos recordar también que los gastos de cancelación o levantamiento de la reserva de dominio, se suele pactar entre las partes contratantes, siendo habitual que corran por cuenta del comprador.

No está de más recordar que, pagando los correspondientes honorarios, además de las tasas administrativas, puedes realizar estos trámites con nosotros.

¿Qué ocurre si tengo un accidente de tráfico y el coche está con reserva de dominio?

Un caso reciente en nuestro despacho de abogados de Albacete, pudimos gestionar como una cliente había tenido un accidente de tráfico sin culpa de un tercero que sea responsable.

El importante coste económico del mismo, en su día, hizo que tomara la decisión de asegurarlo a todo riesgo.  De no ser así, hubiera tenido que pagar de igual modo a la financiera.

Asegurar a todo riesgo un coche nuevo con reserva de dominio es una acción previsora de daños muy importante.

La opinión de nuestro despacho de abogados en Madrid.

Antes de proceder a la compra-venta del vehículo debes de proceder a cancelar la financiación del mismo. No esperes otros momentos. Si es necesario acude a la financiera para que el dinero que deposites para la compra de un coche con reserva de dominio, se emplea precisamente para cancelar la reserva.

En ese momento ya puedes confeccionar los contratos oportunos, ya que en caso contrario, el coche será titularidad de aquél que tenía el uso y disfrute.

Será interesante que hagamos las comprobaciones oportunas para evitar que existan vicios ocultos en el coche y se pueda cubrir por la garantía que viene por Ley.

blog-abogados